Sábado, Noviembre 26, 2022
InicioOpiniónQatar 2022: La tecnología y los datos al servicio del desarrollo integral...

Qatar 2022: La tecnología y los datos al servicio del desarrollo integral del fútbol

Edwin Castillo, SEO Team Lead Swell, part of Raya, entrega un análisis respecto del comienzo de la máxima fiesta del fútbol, su relación con la tecnología y los datos y los esfuerzos de FIFA por acceder a nuevas audiencias.En unos días comienza un nuevo Mundial de Fútbol, organizado por primera vez en un país árabe. Y no ha sido un proceso fácil. Su desarrollo estuvo marcado por escándalos de corrupción, directivos de FIFA procesados e investigaciones, por parte de la Fiscalía de Nueva York, que llegaron incluso hasta la Conmebol y sus federaciones afiliadas en Sudamérica. Qatar 2022 se destacaba por polémicas en torno a sobornos, explotación de trabajadores en la construcción de estadios y las temperaturas extremas que obligaron a la FIFA a trasladar su disputa a noviembre.

La selección chilena se convierte sólo en “sparring” de equipos clasificados. Más allá del logro deportivo, participar en un Mundial se transforma en un anhelo marcado fuertemente por lo económico. Una clasificación puede marcar un antes y después en las arcas de las federaciones participantes. Por ejemplo, el hecho de clasificar a Qatar 2022 aseguró a cada equipo US$1,5 millón, a los que se suman US$3 millones más por cada partido de primera ronda.

Según Edwin Castillo, SEO Team Lead Swell, part of Raya, claramente, el “producto selección” “depende de factores deportivos para generar recursos. En este sentido, cobran vital importancia los derechos de transmisión, los cuales suben y bajan de precio de acuerdo al interés que generan las selecciones en base a sus logros”. Un claro ejemplo de lo anterior es que, mientras Turner y Mediapro pagaron US$120 millones por los derechos de transmisión de la Selección Chilena de Fútbol en el proceso clasificatorio rumbo a Qatar 2022, Viacom CBS -actuales controladores de Chilevisión- se adjudicaron las transmisiones por sólo US$75 millones;es decir, 37% menos de recursos para una federación que tendrá que afrontar una nueva competencia clasificatoria marcada por un urgente recambio de jugadores, una hinchada sin muchas expectativas además de medios y marcas con un alto nivel de escepticismo respecto de la posibilidad real de llegar a un nuevo Mundial.

El “MatchDay” y su importancia económica durante Qatar 2022

Pero no todo son sponsors, derechos de televisión y publicidad en general. El fútbol también es una actividad que genera movimiento de recursos económicos en torno al mismo partido, el entorno en el que se disputa y depende en gran medida de todo lo que puede acarrear un triunfo o una derrota.

Todo esto es conocido como “MatchDay”, es decir, todo aquello que genera actividad económica y que está relacionado con la disputa de un partido específico. Viajes, oferta hotelera, turismo, experiencias dentro del estadio y principalmente, visibilidad nacional y a veces mundial de aquellas ciudades que albergan los partidos de mayor interés. Como dato que refuerza la importancia del MatchDay, estudios de la consultora Deloitte, previos a la pandemia de Covid-19, lo situaban como un ítem que aportaba entre el 15% y el 17% de los ingresos anuales de la industria del fútbol de clubes a nivel mundial. En base a esto, su importancia en el torneo de selecciones más importante del mundo cobra una relevancia todavía mayor.

En este sentido, según cifras estimadas, el Mundial de Qatar 2022 atraerá aproximadamente a 1,5 millón de turistas internacionales. Cifra muy significativa considerando que es un país que tiene casi 3 millones de habitantes. Por esto, entregar una amplia oferta de actividades turísticas en torno a cada partido es una de las principales preocupaciones de la organización.

Los datos y la búsqueda de nuevas audiencias

El Mundial de Qatar no solo se estará jugando en la cancha. Tal como el “MatchDay” y su importancia en lo económico, existen otros puntos en los que el mundo del fútbol se juega parte importante de su desarrollo futuro durante Qatar 2022.

Es así que la industria del fútbol se encuentra impulsando diferentes iniciativas en torno a la tecnología de los datos y la generación de nuevos tipos de contenidos, que buscan darle un mayor dinamismo a la actividad para conectar con nuevos tipos de audiencias, en momentos en los que la industria del entretenimiento en general saca ventajas a través del mundo digital.

Una de estas iniciativas es la entrega de “Parámetros de Datos Futbolísticos Optimizados”. Es decir, por primera vez en la historia de los Mundiales, se entregarán nuevos datos y métricas de rendimiento durante los partidos a telespectadores y cuerpos técnicos, que buscan enriquecer los análisis y entendimiento del juego. En este aspecto, FIFA y un equipo multidisciplinario, compuesto por analistas futbolísticos, data scientists y data engineers, desarrollaron un trabajo que busca profundizar en los análisis de cada uno de los partidos. Para esto, se busca presentar nuevos tipos de datos considerando parámetros técnicos, tácticos y contextuales, de manera que cada cuerpo técnico, o incluso los espectadores generales, puedan generar un conocimiento mayor al habitual en cada partido.

Además, se espera que esta data se entregue en tiempo real, a través de modelos de gráficos tradicionales y también con sistemas de realidad aumentada. Por otra parte, la industria del fútbol se encuentra en una constante búsqueda de renovación de audiencias. Y en este sentido, Qatar 2022 será una oportunidad importante para acercarse al público presente en el mundo digital.

En este aspecto, la conexión a través de la generación de nuevos contenidos con streamers cobra una importancia fundamental; las nuevas audiencias se encuentran en plataformas que cuentan con función de “Live”, como Twitch, Youtube, Tik Tok o incluso Instagram. En este sentido, el fútbol y su industria están comprendiendo que su presencia ahí es vital. A ejemplos emblemáticos como el de Ibai Llanos (más influyente que muchos comentaristas y relatores de fútbol) y la irrupción potente del Kun Agüero, que con sus análisis y comentarios de partidos llegó a tal nivel de éxito que se convirtió en un contenido exclusivo en la plataforma Star+, se suma Luis Enrique, actual seleccionador de España.

¿Y qué pasa con Chile?

De acuerdo a Castillo, el futuro es incierto para el “producto selección”.  “Volviendo a Chile y lo que significa no participar de un mundial, en términos económicos se ven lejanas aquellas cifras pagadas. por ejemplo, por Nike (2016) para convertirse en el sponsor de la selección (el acuerdo inicial era por US$56 millones) precisamente después de los éxitos de la primera Copa América”, agregó.

Será difícil volver a ver el desfile de grandes marcas pagando millones por asociarse a la imagen ganadora y “dorada” de una generación de jugadores que supieron traducir los éxitos en cancha en ganancias millonarias para la Federación de Fútbol de Chile. Mirando hacia el futuro, si bien el próximo Mundial de 2026 contempla la participación de 48 equipos -aumentando los cupos de participantes sudamericanos- nada asegura que la clasificación sea más fácil, ya que el margen de error probablemente será menor que en otras competencias similares. Y es que claramente, en estos casos, los éxitos deportivos están directamente relacionados con los ingresos económicos que se puedan generar.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS LEÍDOS